Los eccemas y la aromaterapia

Testimonio de Núria sobre su eccema

 

Sandy, me gustaría que compartieras mi experiencia de cómo alivié mi problema de piel ya que hay mucha gente con este problema tan acuciante.
He sufrido de un intenso eccema por todo el cuerpo, sobre todo por las manos y con el calor, frío, viento y sequedad del ambiente empeoraba. Curiosamente el sol y el agua del mar me aliviaba bastante.
Estuve muchos meses con este problema sin encontrar solución, ni siquiera los médicos me recetaban nada que me aliviara.
¡La cantidad de dinero que he llegado a gastar probando cremas!
Decidí hacer un curso de cosmética natural y aromaterapia a ver si elaborando yo mis cremas podría encontrar una solución. Y así es cómo me animé a hacer un curso con Sandy de tutallernatural.com.
La aromaterapia me ha sido de gran ayuda en esta pesadilla.
Me ha ido fantástico un ungüento con manteca de karite y macerado de caléndula. Me lo tengo que aplicar siempre después de lavarme las manos. El aceite esencial de picea negra que adoro y el de manzanilla romana no me faltan ya nunca, y para regenerar la piel he sustituido el macerado de caléndula por aceite de rosa msoqueta y los aceites esenciales de picea negra y manzanilla por romero verbenona y eucalipto azul o lavandín. ¡¡¡Son fantásticos!!!
He probado para comparar, cremas de farmacia recomendada por dermatólogos, (no me refiero a cremas de cortisona que ya sabemos lo que hay) pero yo volvía a mis cremitas porque notaba más alivio.
Mi piel en general está mucho mejor aunque en las manos es lo que más me ha costado. Desde hace una semana se están regenerando y vuelven a ser mis manos, no me lo puedo creer, después de más de un año.

 

Procuro mojarlas lo menos posible utilizando para todo lo que puedo guantes de algodón y encima unos de vinilo sin polvos, no de látex, y por supuesto un jabón natural, pero esto ya hace años.
Y el remate ha sido la reflexología, hice un curso y me he hecho autotratamiento en los puntos reflejos recomendados para este problema y estoy alucinando porque no me acordaba ya como eran mis manos del todo restablecidas.
Tengo que puntualizar que he comprobado (porque he estado mucho tiempo conviviendo con el eczema) que el peor enemigo de la piel de mis manos es el agua del grifo de Tarragona, lleva mucho cloro y cal (y lo que no sabemos), y me hacía casi el mismo efecto que el alcohol, fatal para los eczemas y pieles sensibles.
Estuve tres días en la montaña y me podía lavar las manos tantas veces como quería, eso sí después el ungüento. Ahora me estoy aplicando uno con rosa mosqueta para regenerar, y aún cuido más la dieta, justamente he incluido las granadas y creo que también ha ayudado ya que es muy antioxidante. Tenéis vosotros extracto de granada que creo puede ser también muy recomendable para la piel por todo lo que contiene.
Es muy importante evitar lavarse las manos en exceso, por eso es recomendable usar siempre que se pueda los guantes.
Y sobre todo estar emocionalmente tranquila, eso es muy importante.
Perdonadme que me haya enrollado tanto pero me apetecía compartirlo con vosotros por si le sirve esta información a alguien.
Núria Garrido
Artículos relacionados

5 Comentarios post

  1. Anonymous dice:

    Testimonios como este hacen que me reafirme en que es necesario, primero un cambio de conciencia social y segundo, agradecer a páginas como esta por hacernos ver que se puede llevar una vida mucho más sana.

    Nuria, con testimonios como el tuyo aprendemos todos, tengamos o no problemas físicos, gracias por compartirlo.

    Os estoy muy, muy agradecida por todo lo que estoy aprendiendo con vosotros.

    Graciassssss!

    Elena

  2. Ana dice:

    Sandy, Nuria, agradeceros vuestra aportación porque la necesitamos. Abrazos.

  3. Alba dice:

    Buenas!!

    Como seria la receta?

    Gracias!! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *