«Essenciagua» o el arte de la buena destilación

Han pasado ya muchos años desde la primera vez que olí mi primer aceite esencial. Recuerdo bien ese momento porque para mí fue como un flechazo donde supe con certeza absoluta que estas pequeñas maravillas aromáticas iban a formar parte de mi vida, y así ha sido…

Los aceites esenciales me acompañan en mi día a día; podríamos decir que son como «uno más de la familia» y, como tal, aprendes a conocerlos y a convivir con ellos. Con el tiempo me he dado cuenta de cuán importante es el mimo y cariño que se emplea en el cuidado de la planta, en la recolección, en la destilación, a la hora de envasar, de almacenar,… es la suma de todos estos detalles los que hacen que los aceites esenciales, no sólo desprendan aroma, sino también amor.

Cuando encuentro uno de esos agricultores/destiladores que ponen todo su cariño, su buen hacer y tengo la oportunidad de oler los aceites esenciales que producen, me resulta imposible evitar un maravilloso cosquilleo interno que desata la magia y la emoción de la olfacción de un producto que, al instante, sabes que es especial. Y es que, como ya supones, no todos los aceites esenciales son iguales ni mucho menos, aunque se llamen igual.

Ya hace unos meses os hablé de una de estas maravillosas marcas: «Le Gattilier», ahora quisiera presentaros otra marca que me tiene el corazón robado: Essenciagua.

Es una empresa situada en el Sur de Francia, en la región de Occitania, en una zona montañosa, lejos de contaminación y pesticidas. Allí, su creador, Laurent Gautun, bioquímico, productor bio y maestro artesano-destilador junto a su equipo y colaboradores se dedican a la recolección silvestre, al cultivo de plantas aromáticas ecológicas, a la destilación pero también ofrecen algunos aceites esenciales de sitios más lejanos de la más alta calidad.

Y así es como ellos se definen:

«Somos productores, destiladores artesanales y nos sentimos orgullosos de serlo. Hicimos la elección audaz de destilar nosotros mismos la gran mayoría de nuestras plantas, todas de agricultura ecológica. Destilamos con agua de manantial de nuestra zona, en alambiques de acero inoxidable alimentarios, impulsado por una caldera de vapor también de acero inoxidable, y rechazamos cualquier tratamiento químico. Controlamos toda la calidad de producción y esto nos permite garantizar la máxima calidad.

Las plantas silvestres se recolectan como máximo en un parámetro de 150 km. de la destilería por unos recolectores especializados, todos con certificado agrobiológico. A su llegada a la destilería, una cuidada selección de las mejores plantas se realiza para luego cargar los alambiques de forma manual. El compactado se realiza «con los pies» y esto permite el paso lento de vapor de agua a través de las plantas. Solo la carga de una cantidad razonable de las plantas y el tamaño de un alambique artesanal permite un buen contacto entre la planta y el vapor. Este proceso simple a primera vista no sería apto a modo industrial.

El cierre del alambique es para nosotros de gran importancia y garantía de autenticidad y calidad y por este motivo tiene la forma de cuello de cisne al igual que tienen los destiladores de Escocia e Irlanda.

El arte de la destilación es también una cuestión de tiempo y paciencia. La destilación debe ser lenta y completa con vapor a baja presión y baja temperatura al fin de obtener «el totum», la riqueza y toda la complejidad de la planta.

Los aceites esenciales e hidrolatos se separan y se dejan reposar durante unas semanas en una cámara fría. La temperatura de almacenamiento será constante para conseguir una maduración lenta, al igual que se haría con un buen vino. Es después de este proceso que se pasa a filtrar y a envasar».

Quisiera que supiérais que todos los aceites esenciales de Essenciagua me parecen especiales y maravillosos, pero os muestro algunos ejemplos:

Abeto blanco silvestre: en Essenciagua ofrecen dos aceites esenciales de abeto blanco silvestre, uno de los Pirineos que destilan ellos mismos y otro de Los Vosgos, una cordillera que se sitúa al noreste de Francia (en Alsacia/Lorena más concretamente) que es donde yo nací y pasé mi infancia. Pedí los dos para poder compararlos y, cómo os imaginaréis, oler el de mi región fue especialmente emocionante para mí; si os soy del todo sincera también fue el que más me gustó a nivel olfativo (sin desmerecer al de los Pirineos que también huele muy bien). Así que decidí que quería tenerlo a la venta en nuestra tienda y estoy súper contenta y orgullosa de poder ofrecer el aceite esencial de abeto blanco silvestre de Los Vosgos, para mí un aceite esencial muy especial.

Abeto común: este agradable aceite esencial proviene de nuestro tradicional árbol de navidad. Cuando lo hueles resulta muy familiar e inmediatamente te viene a la mente la imagen de este árbol y de las festividades. Me parece especialmente interesante para hacer mezclas para ambientar (difusor, sprays, etc.) durante las fiestas. Realmente me ha gustado mucho.

Geranio Bourbon: Como ya he comentado, Essenciagua también ofrece unos pocos aceites esenciales traídos de países más lejanos y como os podréis imaginar los eligen por su calidad exquisita. Es el caso del geranio «Bourbon» que proviene directamente de su lugar de origen: la isla de La Reunión. Lo habitual es encontrarlo de otros países como Sudáfrica, el Congo o Madagascar. Tiene un olor deliciosamente fino que conquistará a todos los enamorados de este aceite esencial.

Siempreviva: el olor de este aceite esencial suele resultar un tanto peculiar. Aunque a mí, a medida que lo he ido usando me ha conquistado, no solo por sus magníficas propiedades, sino también olfativamente. Le encuentro toques de flor y miel e incluso consigue transportarme y soy capaz de visualizar un campo lleno de estas flores con abejas zumbando y recogiendo polen. Es un aceite esencial imprescindible del botiquín aromático y éste de Essenciagua es muy agradable.

Ylang ylang: Tengo que confesar que pedí una unidad de este aceite esencial «por curiosidad» pero no tenía intención de introducirlo en nuestro catálogo porque ya tenemos varias marcas a la venta. Pero cuando lo recibí y pude olerlo fue «¡WOAUW!», impresionante. Nunca antes había olido un aceite esencial de ylang ylang totum tan fino como este, me resulto TAAAN delicioso y si eres de los que te gusta este aceite esencial te lo recomiendo mucho, muchísimo. De hecho, por el momento, es mi elección favorita si quieres un Ylang Ylang exquisitamente delicado.

Quiero recalcar también que los aceites esenciales están envasados en frascos de cristal violeta oscuro lo cual garantiza aún más la calidad de los productos.

Los hidrolatos que ofrecen Essenciagua también son de una calidad exquisita. Fijaos que usan 1 kilo de planta para obtener un litro de hidrolato. Vamos a ver alguno:

Grosellero negro: Me gusta usarlo en mi cosmética antiedad por su contenido en antioxidantes. Su olor acidulado me resulta muy agradable y me parece que queda muy bien formulado con aceite de arándano y aceite esencial de geranio.

Coriandro: el sabor y olor de este hidrolato me parecen espectaculares. Tiene notas avainilladas y me recuerda a las «nubes»: aquellas chuches esponjosas. A nivel oral es interesante para relajar y para favorecer la digestión.

Hierbaluisa: La infusión de hierbaluisa siempre ha sido mi preferida, incluso de pequeña. Así que disfruto añadiendo un poco de este hidrolato en un vaso de agua, siento que me relaja y el sabor me encanta.

Manzanilla alemana: Este hidrolato es muy interesante para las pieles sensibles, irritadas y también para la zona ocular.

Zanahoria: Este hidrolato también me gusta mucho. A nivel cutáneo aporta vitalidad a las pieles apagadas y a nivel oral contribuye a eliminar las toxinas del organismo. Tiene un sabor suave y  agradable.

Si queréis conocer más, podéis visualizar este video (en francés) pero que os encantará:

Además, recordad que podéis comprar todos estos productos en nuestra tienda online:

Logo blog

Sandy García Denis

Antes de utilizar cualquier aceite esencial es importante leer las precauciones a tener en cuenta.

Todos los productos de nuestras recetas podéis encontrarlos en www.tutallernatural.com y, para mayor facilidad, haciendo «click» en el nombre de cada ingrediente.

Los textos y fotos de nuestra web están protegidos derechos de autor según la Licencia Creative Commons.

Así que, por favor, si compartes, cita la fuente. Gracias

Licencia Creative Commons

El contenido de este blog por tutallernatural.com se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Basada en una obra en www.tutallernatural.com.

Los términos de uso de la licencia son los siguientes: Reconocimiento (autoría y citación de la fuenta) – Uso noComercial – CompartirIgual (by-nc-sa): No se permite un uso comercial de la obra original ni de las posibles obras derivadas, la distribución de las cuales se debe hacer con una licencia igual a la que regula la obra original.

 

Artículos relacionados

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Don`t copy text!